Plataforma montacargas en Córdoba: tipos, precio e instalación

ascensor unifamiliar para vivienda en cordoba
Ascensor unifamiliar para vivienda en Córdoba
24 febrero, 2021
origen del ascensor
¿Cómo fueron los primeros ascensores? Origen e historia del ascensor
16 abril, 2021
Plataforma montacargas en Córdoba

Cada vez es más raro encontrar edificios, empresas o naves industriales sin facilidades para cargar mercancías o personas. Lo más normal y cómodo es que los edificios cuenten con algún tipo de elevador o montacargas que facilite y agilice el día a día.

Actualmente, en el mercado existen numerosas opciones de montacargas en Córdoba. Esto permite que cada uno pueda escoger la opción que mejor se adapte a sus necesidades y objetivos. No es lo mismo un restaurante que necesite una plataforma minicargas, que una nave industrial que requiera de montacargas más potentes.

Por ello, vamos a descubrir los tipos de montacargas que existen, cuál es la finalidad de cada uno, los precios del mercado y su proceso de instalación.

Tipos de montacargas

Los tipos de montacargas son muchos. Podemos encontrar desde montaplatos hasta montacoches. Por ello, los montacargas se clasifican según las siguientes tipologías:

  • Según la carga que transporta
  • Según su uso para las personas
  • Según su funcionamiento

En primer lugar, entre los montacargas según la carga que transporta encontramos:

  • Minicargas o montaplatos: como su nombre indica, son aquellos destinados a cargas de poco peso. Su capacidad de carga puede variar de unos 50 kg hasta los 150 kg. Son un tipo de carga característico de la hotelería, el transporte de paquetes o la restauración.
  • Montacargas industriales: son idóneos para cargas pesadas. Pueden tener una capacidad de carga de unas 10 toneladas. Por lo que son una opción de montacargas típica del sector industrial.
  • Montacoches: su uso se dirige a la carga de vehículos. Tienen una capacidad de 2000 a 4000 kg, con unas medidas mínimas de 5,5 x 2,5 metros.

En cuanto a su clasificación de uso para personas, encontramos los siguientes:

  • Montacargas para personas: son aquellos que cumplen la normativa de montacargas y que están perfectamente adaptados para transportar personas. No son lo mismo que los ascensores de toda la vida, ya que los montacargas tienen la posibilidad de adaptarse a huecos y medidas más reducidas. Además, su velocidad de recorrido es más baja que la de un elevador normal.
  • Montacargas para minusválidos: se trata de un tipo muy específico adaptado a la elevación de personas minusválidas. Engloba a las plataformas salvaescaleras y los ascensores de velocidad reducida.
  • Montacargas para viviendas unifamiliares: son aquellos que se instalan para uso particular en función de las necesidades del cliente.

Para finalizar, según su funcionamiento encontramos dos tipos:

  • Montacargas hidráulicos: su sistema de alimentación es a través de uno o varios cilindros a los que se le inyecta un fluido hidráulico que permite el desplazamiento del montacargas con la ayuda de cables o cadenas que transmiten el movimiento guiado por una parte fija.
  • Montacargas eléctricos: funciona gracias a un motor eléctrico.

¿Cuánto cuesta un montacargas?

Los precios de este tipo de plataformas varían mucho según su tipología y las necesidades del cliente. Por ejemplo, podemos indicar que el precio de un montacargas apto para personas será mucho mayor a uno que necesite transportar objetos o carga, ya que las necesidades de conservación y la adaptación a las normativas y homologaciones son más complejas.

Hay que tener claro que las necesidades de cada cliente son distintas. De ahí la importancia de un previo análisis de la situación y las características del espacio, además de especificar la finalidad de la instalación. El fin de este primer estudio se trata de conseguir la mejor relación calidad-precio para el comprador.

Te aconsejamos una investigación en el mercado de los diferentes presupuestos para comparar las diferentes opciones y soluciones a tu necesidad. Si está interesado en pedir un presupuesto para la instalación de un montacargas para pesos elevados o para minicargas, no dude en ponerse en contacto con Ferman Elevación.

¿Qué tener en cuenta para su instalación?

Una instalación de un montacargas no solo varía en función de la tipología que hemos visto anteriormente. También hay que tener en cuenta la empresa instaladora, la ubicación del mismo, y la realización de obras auxiliares en caso de que sea necesario.

Si hablamos de forma general, una instalación de un montacargas cuenta con la fabricación del elevador específico en sí, ya que cada uno debe adaptarse al tamaño, a la ubicación, al recorrido y las necesidades del cliente. Normalmente, el período de fabricación tiene una duración mínima de cuatro semanas. Mientras el elevador se fabrica, se pueden llevar a cabo los diferentes trabajos auxiliares que requiera el espacio donde irá ubicado. Así, cuando esté fabricado y listo para su instalación, el proceso será más rápido. Este proceso de instalación no es exacto, ya que varía según las características de cada uno.

Por lo tanto, si queremos llevar a cabo la instalación de un montacargas, debemos seguir los siguientes pasos:

  1. Analizar nuestras necesidades de carga
  2. Estudiar las opciones del espacio
  3. Elegir el montacargas más acorde a nuestras necesidades
  4. Solicitar varios presupuestos a diferentes empresas
  5. Proceder con su instalación

Plataforma montacargas en Córdoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *